Zanzíbar, el paraíso de aguas turquesas que ni te imaginas en África

Autor Bestours

Zanzíbar, la mayor de las islas de las especias, y uno de los centros de cultura swahili africana, cuenta con 25 playas con kilómetros de arena blanca donde llegan tranquilas aguas cristalinas del Océano Índico. Un destino ideal para los amantes del snorkel y el buceo.

Con sus mares turquesas, playas vírgenes y hoteles de lujo, Zanzíbar es el  destino típico de un viaje de luna de miel y de días de descanso y desconexión tras los safaris en Ngorongoro y Serengeti.

Hakuna Matata es una expresión suajili, ‘no hay problema’, que en Zanzíbar alcanza su máxima expresión. Allí no hay preocupaciones, vive y deja vivir.

Nuestros hoteles recomendado:

Matemwe Retreat Zanzíbar

Las cuatro elegantes villas que componen el Matemwe Retreat Zanzíbar, se encuentran en lo alto de las palmeras con vistas ininterrumpidas al Océano Índico. Con su ubicación aislada y su mayordomo privado para cada villa, este impresionante retiro africano es considerado una de las opciones de alojamiento más exclusivas de la isla de Zanzíbar.

Haciendo eco de las playas de arena blanca y los cambiantes tonos turquesa de las aguas tropicales, las villas Matemwe Retreat, totalmente climatizadas, son un reflejo de su tranquilo entorno isleño, lleno de materiales y muebles producidos localmente.

La planta baja de cada villa dispone de un bar privado, un dormitorio doble y espacioso con cama king size y baño con lavabo doble, ducha y bañera hundida con impresionantes vistas al océano. 

Elewana Kilindi Zanzibar

Kilindi Zanzíba consta de una serie de habitaciones “Pavilion” y todas ubicadas en exuberantes jardines tropicales. Originalmente diseñado para Benny Andersson – uno de los miembros del grupo pop de los años 70, ABBA – Kilindi es una verdadera mezcla de lo mejor de las diversas culturas que se pueden encontrar en Tanzania y en su isla adyacente de Zanzíbar.

Kilindi logra el matrimonio perfecto entre el minimalismo escandinavo y los dramáticos matices arquitectónicos del patrimonio de Oriente Medio, al tiempo que fomenta un ambiente abierto y en pleno contacto con la naturaleza virgen y salvaje de África. 

En cada una de las suites “Pavilion”, las persianas blancas de madera dan la bienvenida a grandes ventanas con anchos arcos sin vidrio, con vistas espectaculares del Océano Índico. Esta misma apertura permite que la suave brisa del océano viaje con frescura por todas las habitaciones y lleve consigo la encantadora banda sonora de la colorida vida de las aves de Kilindi.

Zuri Zanzibar

“Zuri” significa “hermoso” en swahili, el idioma de la isla de Zanzíbar.  Todos los 56 bungalows, suites y villas de Zuri están equipados con una mezcla de muebles contemporáneos y elegantes, y obras de arte artesanales locales, lo que garantiza una maravillosa experiencia tropical de vida natural con habitaciones que fluyen a la perfección hacia amplias terrazas rodeadas de exuberantes jardines tropicales.

Las duchas al aire libre complementan los resplandecientes y modernos baños interiores y las grandes terrazas privadas que proporcionan una área extensa e ideal, como una sala de estar al aire libre. 

Todas las suites exclusivas disfrutan de una amplia terraza, jacuzzi privado al aire libre y una sala de estar separada de un dormitorio. Además, las villas en una ubicación exclusiva frente al mar con su propio tramo de playa privada y jacuzzi, permiten disfrutar de tu propio paraíso privado en África.

The Residence Zanzíbar

¡Al alojamiento por excelencia de Zanzíbar! Rodeado de 32 hectáreas de jardines tropicales, bordeado por una extensa y  prístina playa, el Residence Zanzíbar te sumerge en el esplendor de un escondite aislado. Rebosante de belleza natural, explora los tesoros de la naturaleza al descubrir el raro Mono Colobús Rojo, indígena de Zanzíbar o deleita a tus sentidos en una visita a una plantación de especias para descubrir los secretos culinarios de Zanzíbar. En este lujoso complejo de villas en Zanzíbar, vivirás retirado a un mundo de relajación divina, hospitalidad personalizada y elegancia encantadora inspirada en el patrimonio africano, omaní y europeo de la isla.

Las 66 lujosas villas del complejo están ubicadas en 32 hectáreas de jardines tropicales, las villas ofrecen la combinación perfecta de amplitud y privacidad. Relajarse es fácil en el salón exterior, amueblado con sillas de mimbre y divanes, con vistas a una piscina privada de 1,2 metros de profundidad y relajantes vistas al jardín, a la playa o al océano. Si te apetece explorar los hermosos jardines y los alrededores locales, pasea en tu tiempo libre o súbete a las bicicletas que se proporcionan con cada una de las villas del lujoso complejo.

Sin duda, cualquiera de estas opciones te transportará a lo más profundo de África y sentirás la esencia natural de la vida africana en su máximo esplendor. Días de desconexión, conexión con la naturaleza y apreciación por cada uno de los elementos naturales que te rodean, harán de este viaje un recuerdo imborrable.

Compartir
X

Política de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies , pinche el enlace para mayor información.