Los 5 restaurantes de alta cocina en Baleares para chuparse los dedos

Autor Bestours

Que las Islas Baleares son este verano la tendencia de moda, es un hecho. ¡y no nos extraña! ¿Quién necesita irse a la otra punta del mundo cuando en nuestro propio país tenemos un auténtico paraíso? Además del clima envidiable, los paisajes de postal, alojamientos de ensueño y un rollo y vibra que enamoran…¡Hablemos de gastronomía, alta cocina y estómagos llenos!

Una pequeña representación de la alta cocina de nuestra tierra, la encontramos en las Islas Baleares. Así que por si a alguien le quedaban dudas para organizar unas vacaciones de verano a nuestras islas mágicas, aquí van 5 razones para chuparse lo dedos.

Es Tragón en Ibiza

El restaurante Es Tragón,  situado en Sant Antony de Portmany, en Ibiza,  luce por segundo año la estrella Michelin. Su cocina de ensueño se basa en la tradición, a la que se le aplica toques impactantes, genuinos e incluso gamberros que resultan en una explosión de sabores.  Los menús varían de forma constante buscando siempre el mejor momento de las materias primas, ahí manda Álvaro Sanz Clavijo, chef con experiencia en restaurantes Michelin de medio mundo.

Álvaro Sanz Clavijo, tiene la suerte de conocer la cocina a los quince años de la mano de su gran maestro Salvador Gallego (* Michelín). Tras sus primeros pasos en la escuela de cocina se lanza a recorrer el mundo de restaurante en restaurante. El celler de Can Fabes (Santi Santamaría, *** Michelín), Lasarte (Martín Berasategui, *** Michelín), Zaranda (Fernando P. Arellano, ** Michelín), Don Alfonso 1890, Nápoles (Alfonso Iaccarino, * Michelín), L´Atelier, Nueva york (Joël Robuchon, * Michelín), Diverxo (Daviz Muñoz, *** Michelín), Azurmendi (Eneko Atxa, *** Michelín), es la larga lista de lugares donde Álvaro Sanz ha labrado su prestigiosa carrera entre fogones.

Tras este largo periplo llega a Ibiza y queda prendado de su luz, magia y naturaleza. Es aquí donde conoce a Antonio Gallart, empresario hostelero con una labrada trayectoria en la isla. Juntos se embarcan en una aventura con el objetivo claro de crear y ofrecer un nuevo espacio gastronómico basándose en la excelencia y la pasión por la alta cocina. ¡Bienvenidos a Es Tragón!

Pecador en Ibiza

Ibiza, enclave transgresor por excelencia, cuenta con un nuevo restaurante concebido para la noche, el ‘Pecador‘, el único lugar donde el pecado está permitido.

En el Pecador, uno puede darse a la gula y como cuenta su creador Nandu Jubany, pasan cosas y gustosamente, debemos dejarnos tentar por ellas. Interesante, ¿verdad?

Nada más llegar a ‘Pecador’, uno es recibido con agua bendita, para absolverse de antemano de todos los pecados que se vayan a cometer. Una bebida que consiste en zumo de remolacha, ginebra infusionada en romero, lima, coco y manzana. Los mandamientos de todo pecador, como reza la carta del restaurante, es el siguiente: “Amarás la gula por encima de todas las cosas. Santificarás las fiestas en ‘Pecador’. Honrarás a tus amigos y familia. Cometerás actos impuros. Consentirás pensamientos y deseos pecaminosos. Codiciarás irremediablemente los postres ajenos”.

‘Pecador’ se sitúa al pie del paseo marítimo de la playa de Santa Eulalia. Por la noche, los veraneantes o dueños de casas en la isla que se pasean a la fresca observan el bullicio de este pequeño local, alumbrado como las verbenas de antes. Dentro, las plantas y cactus conviven con las pantallas de rafia, las persianas enrolladas de esparto, las preciosas vajillas con dibujos de peces, los cestos y canastos, las alfombras de cuerda o los manteles individuales de hoja de palmera. El toque final lo pondrá la presentación de los platos con todo el catálogo Pantone. El azafrán de una paella, en la que destacan el rojo de las gambas; el colorido de una ensalada, coronada por el blanco tentador de una burrata; el amarillo intenso de una piña que ha sido abierta en canal y que exhibe sin pudor sus jugosas entrañas.

Voro en Mallorca

El restaurante Voro, situado en el hotel Park Hyatt Mallorca de Canyamel, se incorpora a los ocho restaurantes mallorquines con estrellas Michelin

Cocina libre y sin ataduras. Álvaro Salazar, galardonado con una Estrella Michelin por tercer año consecutivo, describe VORO como “un viaje, una actitud, un universo que traspasa fronteras y horizontes sin dejar de mirar hacia el Mediterráneo. VORO es naturalidad, provocación y sofisticación. Una cocina libre, con alma y sin ataduras. Una sabrosa e irreprochable propuesta gastronómica que no olvida orígenes ni geografías y que, como bien expresa su etimología, invita a devorar y consumir sus suculentos menús (Voro y Devoro) de un modo voraz”. 

Su chef, Álvaro Salazar, inicia en 2015 el proyecto de Argos, donde en tan sólo dos años gana su primera estrella Michelin. En 2018, se proclama campeón del concurso Cocinero del año a nivel nacional y es nombrado por la prensa balear como mejor Cocinero de Mallorca. En 2019 inicia su proyecto más personal, Voro, consiguiendo ese mismo año una estrella Michelin. Álvaro realiza una cocina libre, comprometida con sus raíces y memoria, nutriéndose del entorno, donde el Mediterráneo está presente a cada paso.

En VORO, Álvaro y su equipo te suben a una montaña rusa de diferentes sabores con su menú, que intercala los platos plenos de sabor con otros más delicados que no están exentos de complejidad.

Adrián Quetglas en Mallorca

El restaurante Adrián Quetglas en Mallorca,  ofrece una carta cosmopolita, propia de una ciudad turística como Palma, salpicada de detalles que revelan la influencia de la cocina mediterránea en la trayectoria profesional del chef (del mismo nombre que el restaurante), quien ha trabajado durante años codo a codo con el británico Marc Fosh tanto en Mallorca como en Moscú, ciudad en la que ha permanecido más de una década dirigiendo algunos de los mejores restaurantes de la capital rusa.

Este magnífico restaurante se halla en pleno centro de la ciudad, asomado al cauce del Torrent de Sa Riera, y destaca tanto por su acogedor e íntimo ambiente de bistró, con atractivos detalles como el jardín vertical, como por el atentísimo servicio de todo el personal. El chef-propietario, que intenta democratizar la alta cocina, promulga un mundo culinario lleno de matices y variantes, con detalles propios de su Buenos Aires natal, una fuerte base de sabores mediterráneos e inequívocas influencias de sus vivencias profesionales en Londres, París o Moscú (llegó a ser reconocido como uno de los mejores chefs de Rusia). 

Nacido en Buenos Aires, de padre y abuelos mallorquines, en las comidas familiares que se celebraban en casa de Adrián Quetglas se daban cita los platos tradicionales que cocinaba su abuela, como escaldums, tumbet y frito mallorquín, y comida típicamente argentina, como empanadas, chimichurri y carnes a la brasa. Es posible que la temprana exposición a este tipo de cocina perteneciente a una “tercera cultura” (fusión de dos cocinas étnicas para crear un tercer híbrido que destaca por su carácter innovador) influyera en su creatividad culinaria. De lo que no cabe duda es que su experiencia profesional en cocinas de lugares como París o Moscú le ha permitido perfeccionar su técnica.

Es Còdol Foradat en Formentera

Es Còdol Foradat,  el paraíso gastro de Nandu Jubany en Formentera. Situado en primera línea de playa, en frente de unas calitas que le dan el mismo nombre, Playa Es Codol Foradat, en la zona de Migjorn.

Uno de los mejores chiringuitos de la isla, ahora en manos del chef, recupera platos típicos con excepcional producto y una cuidada y divertida atmósfera en una playa de ensueño.

El chef recupera recetas de siempre y para “saborear los clásicos” sin dejar de lado otras especialidades mediterráneas, con su toque, que le caracterizan, muy pensadas para compartir y divertirse en torno a una mesa con espectaculares vistas. De la misma manera, la tradición con guiños de diseño actual, sin excesos, viste el espacio, ideado por el hijo de Nandu, Eudald. La simplicidad estética de la madera y el mimbre reina y gusta, pero deja todo el protagonismo al producto que se aprecia ya con un solo vistazo a la extensa carta.

Calificándose a sí mismo como ‘cocinero artesano’ y confesando sentirse un enamorado absoluto de la isla pitiusa, Nandu Jubany emprende este proyecto con la ilusión de ser capaz de aportar sus secretos culinarios a la cocina tradicional de la isla.

 

 

 

Compartir
X

Política de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies , pinche el enlace para mayor información.