Actualidad, Planes y recomendaciones

Jets privados, en el trayecto empieza el viaje

Flexibilidad total, privacidad absoluta y lujo de alto nivel. Así es un viaje en los jets privados más exclusivos del globo y que desde Bestours Viajes te traemos para que te lleven hasta donde tú quieras.

Los jets privados son, sin duda, la apuesta del presente y futuro para aquellos viajeros que buscan ser dueños de su tiempo. Un avión a tu servicio en todos los sentidos que puedas imaginar. ¿Quieres quedarte una noche más? Perfecto. ¿Quieres retrasar la salida a tu próximo destino? No hay problema. ¿Quieres comer un plato específico a 40.000 pies de altura? Estará preparado cuando llegues.

La aviación ejecutiva solo conoce de una respuesta; el sí. Una forma no solo de viajar, sino de entender el viaje como una experiencia única que empieza mucho antes del aterrizaje. Bajo el sello de gran lujo, la aviación ejecutiva permite que tu viaje cumpla con todas tus expectativas y se adapte a tus preferencias.

Desde Bestours Viajes sabemos que el viaje es importante, pero también el trayecto. Todo cuenta cuando se trata de disfrutar de tus vacaciones. Y para aquellos que no quieren colas, aglomeraciones, cancelaciones, retrasos, fast-track o ni tan siquiera salas VIP, la aviación ejecutiva es la apuesta definitiva para convertir un viaje de diez, en un sobresaliente.

Adaptabilidad total

La tendencia de viajar de forma independiente está en auge. Una demanda que ha obligado a ampliar la oferta para todas las necesidades y gustos y que os presentamos en dos modelos de vuelo.

La aviación VIP y los jets privados. Dos modelos  diferentes que ofrecen distintos tipos de comodidades, pero siempre con la garantía de un servicio premium. 

La aviación VIP permite acoger a grupos o familias de hasta 50 pasajeros. Un avión para un único grupo y totalmente reformado en su interior. Lo que fue en su día un gigante del cielo como un boeing 757 para 300 pasajeros ahora es el alojamiento perfecto hasta tu destino con todas las comodidades y todo lujo de detalles.

Camas, butacas, salas de estar, cocina, tripulación exclusiva y lo mejor de todo; capaz de llegar a cualquier destino, a la hora que tú desees.

Tiene una autonomía de 4.488 millas (7.222 kms) y te permite llegar a cualquier parte del mundo sin necesidad de hacer escala. La parada solo es obligatoria si tú decides que sea así.

 

Discreción total

Para aquellos que prefieren viajes más íntimos o en grupos más reducidos, los jets privados son la elección perfecta en comodidad y rapidez. Con capacidad para hasta 19 pasajeros, existen todo tipo de jets privados que se ajustan a tu recorrido.

Su tamaño les permite aterrizar en todos los aeropuertos del globo, y ofrecen las mismas comodidades y servicios que la aviación VIP, aunque en este modelo solo se incluye tripulación a bordo bajo demanda.

Sé el dueño de tu tiempo

Lo más importante de un viaje es que sea a medida, y especialmente, la que tú elijas. La aviación ejecutiva es la guinda del pastel para un viaje de lujo en el que tú eres el protagonista y también el diseñador.

No tendrás que hacer colas en ningún aeropuerto. Esta modalidad de viaje cuenta con entrada especial a pistas y solo necesitarás diez minutos para pasar el control de seguridad –privado por supuesto– para llegar a tu avión.

La flexibilidad horaria es indiscutible. El avión se adapta a ti y a tus necesidades y puedes anticipar o posponer la salida cuando quieras. Asimismo, y una vez dentro del convoy, puedes encontrar todo aquello que hayas pedido. El catering está específicamente diseñado para tu reserva, incluso si a última hora te apetece cambiar de menú o añadir cualquier antojo, estará listo.

Como no, la ruta también es modificable. Tanto si deseas viajar a Japón sin escalas, como si tu elección es hacer una ruta por las Islas griegas, hacer noche en Israel y acabar en Tailandia. Todo es posible. Un servicio exclusivo al que se le suma un trato concierge. No existe el no. Y es que la propia etimología de la palabra lo indica.

Proviene de la palabra latina conservous, y hace 4.000 años hacía referencia a los guardianes de los deseos de emperadores y reyes.  Ahora, somos los guardianes de tu viaje, y de tu felicidad.

Jets privados, en el trayecto empieza el viaje